¿No tienes tiempo para cocinar? Lee

¿Piensas que no tienes tiempo para cocinar? Encuéntralo, porque es vital importancia que saquemos el delantal, los pucheros y la cuchara de palo! En mis sesiones de consulta, los clientes y yo hablamos de lo que implica para la salud que nos metamos en la cocina. Con frecuencia me encuentro con reacciones muy interesantes, seguro que te gustará leerlas. 

Muchas personas comentan que no tienen tiempo. Sí, es verdad que cocinar lleva su tiempo y que hay cantidad de días que es lo último que nos apetece hacer, pero son momentos de vida que inviertes en cuidarte a ti y a los tuyos. Una comida preparada con cariño se carga de nutrientes, energía positiva y de amor. Planearse bien los menús ahorra mucho tiempo, por eso, yo te recomiendo que te hagas un plan semanal para que sólo tengas que ir a la compra una o dos veces y que puedas cocinar de una forma más organizada y equilibrada.

Otros dicen que es difícil y que no saben. Todo es difícil cuando no lo has hecho nunca. ¿Acaso no te sentías como pez fuera del agua la primera vez que fuiste a clase de yoga? Empieza por platillos sencillos. En Yoga en la cocina encontrarás cantidad de ellos. No te desalientes, tus aptitudes culinarias mejorarán rápido y te aseguro que si cocinas con la actitud adecuada,  tu comida estará llena de Luz desde el primer bocado.

Hay quienes odian cocinar. Y esta reacción me fascina porque cuando ahondamos un poco en el tema, nos damos cuenta de que lo que odiamos no es cocinar en sí sino las memorias que tenemos ligadas a la cocina: “mi madre cocinaba agotada, la pobre, y nunca tenía un momento de descanso”, “mamá  y papá salían de trabajar tardísimo y nos ponían cualquier cosa sobre el plato”. Cuando nos damos cuenta de esto, tenemos la oportunidad de transformar las memorias que ligan la cocina a los patrones antiguos y dolorosos.

Beneficios vitales de cocinar: es mucho más barato que comer fuera, la comida te sienta mejor, tú eliges la calidad de los alimentos y tomas la responsabilidad sobre la salud de tu cuerpo-mente-alma. Además, es un acto de amor hacia ti mismo y hacia la vida.

“La cocina es alquimia de amor” Guy de Maupassant

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Resuelve el CAPTCHA, por seguridad. ¡Gracias! *